Autorretrato

27 08 2010

Autorretrato

Últimamente he conocido a mucha gente… bueno, lo que es “conocer”, pues no. No me he llegado a sumergir tanto en lso pensamientos de esas personas como para llegar a decir que las conozco, pero si he tenido ratos de plática y debraye con ellas. A veces esas pláticas son con propósitos no tan altruistas (chequen mis eufemismos!), otras veces simplemente dan ganas de platicar con alguien desconocido.

Curiosamente, es durante esas pláticas donde me llego a conocer mejor a mí mismo. El describirse a sí mismo (ustedes saben… que te preguntán lo que te gusta, lo que no, y demás preguntas propias del foreplay, por llamarlo de alguna manera), aunque no es lo mío, sirve de introspección, lo cual nos lleva a reflexionar con un poco menos de subjetividad nuestro comportamiento.

La máscara del gordito risueño de lentes no siempre alcanza a cubrir la carota que tengo, y hay ocasiones (como ayer) en que mi mente pide un desagüe emocional. El gatillo puede ser de lo mas simple, y la razón de lo mas absurda, pero el efecto es garrafal: paz mental… al menos hasta que el ciclo se repita.

Y es que muchas personas no pueden visualizarme en ése estado (mis habilidades histriónicas sueles ser subestimadas) pero creo que no es tan difícil de comprender: no todo puede ser blanco o negro. Entre esos 2 extremos siempre hay una enorme gama de tonalizades, colores y sabores; eso no excluye a las personas, y eso no me excluye a mí.

Por eso me gusta toparme con gente, compartis debrayes y conocer tonalides.

Quien sabe, igual y algún día pueda utilizar dichos colores para pintarme un autorretrato, sin máscaras y con algunos relojes derritiéndose al fondo.

Anuncios